miércoles, 8 de junio de 2011

Vendo netbooks, vendo netbooks... caras, pero con retorno....

Luego de estafar a los ciudadanos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires con la compra de netbooks, provisión de conectividad y servicio de mantenimiento, a un valor tres veces superior al de mercado, Macri se dedica a venderlas a los amigos. ¿Porqué contentarse con robar a los vecinos de la CABA si se puede robar también a los de otras jurisdicciones? Por eso luego de darle al Grupo Clarín un negocio por 274 millones de dólares, de los cuales, 192 millones de dólares se calculan de sobreprecio, ahora Macri se dedica a vendedor del Grupo Clarín. Así pueden sumar algunos millones más... Es que como la venta del diario cayó estrepitosamente y no quiere ninguna tapa adversa durante la campaña y cada vez más remota próxima gestión, es bueno ayudar a estos paladines de la libre expresión.

Macri oficia de intermediario para que el Grupo Clarín haga negocios


El PRO le entregó un contrato por cinco años a PRIMA, una proveedora de Internet del holding de Ernestina Herrera. Documentos firmados entre el gobierno de la Ciudad y tres intendentes alertaron a la oposición de la maniobra.

Si la Legislatura Porteña lo permite, un meganegocio del Grupo Clarín llegará a tres localidades de la provincia de Buenos Aires gracias a los buenos oficios de la gestión de Mauricio Macri. Será una operación superior al millón y medio de dólares para que los municipios bonaerenses de Dolores, Rivadavia y Ramallo se sumen al plan “Una computadora por alumno” del gobierno porteño, el mismo que la gestión PRO le entregó una empresa del holding perteneciente a Ernestina Herrera de Noble y Héctor Magnetto por 274 millones de dólares mediante un contrato por cinco años. La operación, tal como reveló este diario a fines de marzo, tuvo como único oferente a la Primera Red Interactiva de Medios Argentinos SA, más conocida dentro del mundo de las telecomunicaciones como PRIMA, una antigua empresa proveedora de internet para sitios web, que ahora fue refundada, exclusivamente, para dedicarse a brindar conectividad y computadoras al ambicioso Proyecto Quinquela. Según los pliegos de su licitación internacional, que fueron adjudicados a PRIMA a principios de marzo, el gobierno porteño se compromete a pagar un canon mensual de 4.572.000 dólares por las “prestaciones integrales” de esa empresa, para entregar 156 mil netbooks y 16 mil notebooks a todos los alumnos y maestros del sistema educativo primario de la Ciudad de Buenos Aires.
La adjudicación de la licitación a una empresa que prácticamente estuvo desactivada por más de cinco años, no pasó inadvertida dentro de la Legislatura. Su mesa de entradas recibió,  hace 15 días, tres documentos que desataron todo tipo de especulaciones. Son tres convenios firmados entre Macri, su ministro de Educación Esteban Bullrich y tres intendentes bonaerenses el 16 de noviembre de 2010, es decir, poco antes del 23 de noviembre, fecha de la primera y fallida apertura de los sobres de la licitación que, en marzo, terminó en manos de PRIMA. Los tres convenios fueron firmados con Luis Camilo Etchevarren, intendente de Dolores; Sergio Buil, jefe comunal de Rivadavia y Walter Santalla, alcalde de Ramallo. Los tres documentos se basaron en el artículo 16 del pliego de bases y condiciones de la licitación, que le permite al gobierno PRO, “celebrar convenios” con “distintas entidades públicas y establecimientos educacionales privados”, a un “precio de mercado”. De acuerdo al Informe de Preadjudicación de la Licitación Pública Internacional de Etapa Doble N° 2178/SIGAF/2010, las netbooks tendrán un costo mensual de 24 a 89 dólares por alumno, mientras que por maestro costarán 37,34 dólares cada 30 días. Los costos, aunque elevados, son mucho menores a los que deben pagar las instituciones con convenio, es decir, las que acepten acordar con la Ciudad, para conseguir las máquinas de PRIMA. De acuerdo al mismo informe, tendrán que pagar 353,60 dolares por cada netbook y 696,15 por notebook. De acuerdo a los documentos descubiertos por la legisladora Gabriela Cerruti, de Nuevo Encuentro, el intendente de Dolores, Luis Etchevarren, de la Coalición Cívica, acordó con la ciudad, la adquisición de “entre 550 y 1100 netbooks”, mientras que su colega comunal de Ramallo, Walter Santalla, del Frente Cívico Concertación Acción por Ramallo, acordó otra compra, de 500 a 1200 netbooks. En el caso de Sergio Omar Buil, intendente de Rivadavia, integrante del GEN, la idea es más ambiciosa: acuerda la compra de 2000 a 2500 nets. Para Cerruti, en todos los casos, “se trata de un acuerdo, firmado antes de la licitación, para que el gobierno porteño funcione como agente de venta de PRIMA, para municipios que quieran contratar, en forma directa, la compra de las máquinas de Clarín”. Lo peor, dice la legisladora, es que nadie sabe, todavía, cuanto pagará cada municipio bonaerense por la conectividad, otro gran negocio dentro del mismo paquete.


Publicado en Tiempo Argentino el 08/06/2011 en: http://tiempo.elargentino.com/notas/macri-oficia-de-intermediario-para-que-grupo-clarin-haga-negocios  


Otras fuentes:
La trampa está escondida en el pliego
http://sur.elargentino.com/notas/la-trampa-esta-escondida-en-el-pliego
La conexión Macri Clarín
http://sur.elargentino.com/notas/la-conexion-macri-clarin

1 comentario:

  1. Cuesta bastante leer letras verdes fondo marrón..

    ResponderEliminar